Sufrir de sordera ante el qué dirán

28.3.12


Arriesgarse es enfrentarse a decibelios de envidia. Sufrir de sordera ante el qué dirán. Pero es que es comprensible que genere envidias alguien que decide atenerse a las consecuencias de vivir la vida de uno, y no la de los demás. A cada instante, una gran parte del mundo está a punto de casi todo. Él a punto de llamarla, ella a punto de cogerlo, el otro pensando si debería, aquella decidiendo si lo hace o no. Malos a punto de ser buenos, buenos a punto de hacerlo peor. Oportunidades a punto de crisis, trabajos a punto de paro, relaciones a punto de caramelo, infidelidades a punto de perder su fé. Hablo de que hay veces que tienes que pasar del mundo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hola :) gracias por vuestros comentarios.
Siempre sigo a la gente que me sigue e intento comentar a toda la gente que me comenta, dadme tiempo. Lo que os pido es no hacer spam gratuito, cualquier comentario de ese tipo será borrado. Todo esfuerzo tiene su recompensa, por lo que no hace falta hacer publicidad en otras platafromas. Gracias.
¡Un besito enorme!

Santa Template by Srta Books © 2016